ico

P ZERO MEDIO Y DURO PARA EL GP DE ESTADOS UNIDOS

14.11.2013

La penúltima carrera de la temporada es el Gran Premio de Estados Unidos, celebrada en Texas por primera vez el pasado año. Para esta carrera se han seleccionado los mismo compuestos del 2012: P Zero naranja duro y medio blanco.
Austin es un circuito muy variado, que genera mucha energía a través de los neumáticos por la alternancia de zonas rápidas y fluidas con algunas partes más lentas y más técnicas. De hecho, es un buen test de las capacidades del neumático, siendo tan importante la tracción en la salida de las curvas lentas, como el agarre lateral en los rápidos cambios de dirección a alta velocidad, otra de las características clave de los 5,513 kilómetros de recorrido de este circuito.
Paul Hembery (Responsable de Pirelli Motorsport): “Los neumáticos duros y medios son la mejor opción para el Gran Premio de Estados Unidos, porque es un circuito que impone elevadas demandas de energía en los neumáticos, por lo que se hacen necesarios los compuestos más duros de la gama. Hay algunas curvas rápidas y muchos cambios rápidos de elevación. En ese sentido, es un poco como Spa. Cuanto más alta es la carga de energía que atraviesa el neumático, mayor es la acumulación de calor, que es lo que aumenta el desgaste y la degradación. Ahora que llegamos a EE.UU. por segunda vez sabemos mucho mejor qué podemos esperar, mientras que el año pasado – cuando también escogimos el compuesto duro y el medio – fue un paso hacia lo desconocido. Los compuestos de este año son más blandos, por lo que prevemos dos paradas en boxes para la carrera, dependiendo también de cómo evolucione la pista. A pesar de que estamos en noviembre, aún gozamos de buen tiempo, lo que obviamente afecta también a la degradación térmica. El año pasado, el público estadounidense nos ofreció una fantástica acogida, lo que hizo de ésta una carrera inolvidable, y estamos deseando volver a un país lleno de grandes aficionados a la F1, además de ser también un mercado clave para nuestro neumáticos de Super Altas Prestaciones.”.
Jean Alesi (Embajador de marca Pirelli): “El Gran Premio de Estados Unidos de 1990 fue, en realidad, mi primer Gran Premio con Pirelli, a los mandos de un Tyrell, y resultó ser una muy buena carrera para mí. Fue el primer gran premio de mi primera temporada completa, por lo que siempre voy a recordarlo. En aquel entonces, los circuitos americanos de Fórmula Uno eran principalmente circuitos urbanos, y éste en Phoenix no era la excepción. Además, las normas de desarrollo de los neumáticos estaban completamente abiertas: las dimensiones eran iguales pero aparte de eso, los fabricantes podían hacer lo que quisieran. Con Pirelli, podíamos completar toda la carrera sin parar, mientras que los otros tenían que parar. Y esta fue la clave de nuestro buen rendimiento, que sorprendió a mucha gente: lideré la carrera durante varias vueltas y, al final, terminé segundo, solamente por detrás de Ayrton Senna, que conducía un potente McLaren-Honda. Los neumáticos marcaron la diferencia. Por supuesto, en la actualidad el Gran Premio de Estados Unidos es muy diferente. El primer año de Austin, en 2012, fue un verdadero espectáculo, con invitados especiales, desde actores a astronautas, y fue fantástico comprobar el entusiasmo de los estadounidenses por la Fórmula Uno. Aunque en mi época no era así, ya que no había tanto interés en la F1 en Estados Unidos. Austin parece a una pista emocionante para pilotar, algo que obviamente ayuda. Uno de los detalles que creo que todo el mundo recuerda es el de los sombreros de vaquero de Pirelli en el podio: ¡fue algo realmente divertido!.”
El neumático desde el punto de vista del circuito:
Al igual que Abu Dabi, Austin es uno de los pocos circuitos en el calendario en el que se corre en sentido contrario a las agujas del reloj. Otros circuitos en sentido antihorario son Corea, Singapur y Brasil.
La superficie de la pista en Austin, nueva el año pasado, es en general bastante blanda. Sin embargo, con el paso del tiempo, las superficies en general tienden a ser un poco más abrasivas año a año. Esto sucede porque el asfalto de la parte superior va desapareciendo, exponiendo las pequeñas piedras de las que está hecho.
Notas técnicas:
En el circuito de Austin hay dos áreas clave que desafían particularmente los neumáticos: la primera es la curva 1, que es inusualmente una horquilla, donde los neumáticos tienen que proporcionar una tracción óptima – incluso a la salida de una vuelta en frío. La curva 11 también es particularmente exigente, ya que el piloto empieza a frenar ya con el coche girando, creando una distribución desigual de fuerzas a través de los neumáticos. Un buen agarre del compuesto es esencial para una efectiva entrada en curva.
Los coches ruedan con marchas bajas y una carga aerodinámica media: una puesta a punto que no es diferente de la que se utilizaba antiguamente para el Gran Premio de Turquía, en Estambul – que tiene algunos puntos en común con el Circuito de las Américas.
Los tres primeros clasificados en los Estados Unidos el año pasado (Lewis Hamilton, Sebastian Vettel y Fernando Alonso) utilizaron una estrategia a una parada, saliendo con el compuesto medio y terminando con el duro. El año pasado hubo alrededor de medio segundo de diferencia de tiempo de vuelta entre los dos compuestos. Este año esta diferencia debería ampliarse un poco.






















20 de 953 News (1 - 20)

neumaticos-online.es - una oferta por Delticom AG 27.09.2020 08:00