Usamos cookies para personalizar contenido y anuncios, proporcionar funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, proporcionamos información sobre cómo utilizas nuestro sitio web a los socios de redes sociales, publicidad y análisis. Si continúas utilizando nuestro sitio web, aceptas nuestras cookies.
Estado del pedido x
Cerrar sesión

911 51 66 23911 51 66 23

Estrategia a una parada para todos excepto uno de los clasificados: degradación bajísima a pesar del calor y las altas velocidades

10/09/2014

Hamilton gana el gran premio de Italia por segunda vez con Pirelli
Kvyat se sirve de una estrategia diferente para llegar casi a los puntos desde la cola de la parrilla
El piloto de Mercedes Lewis Hamilton ha ganado en Monza, la carrera de casa de Pirelli, disputada a media hora de la sede central de la empresa en Milán. Hamilton ganó la carrera con una estrategia a una parada, empezando con el neumático P Zero blanco medio y cambiando al neumático P Zero naranja duro para el resto de la carrera.
Hamilton ya es séptimo en la lista de ganadores de grandes premios de todos los tiempos, al desbancar al también británico Sir Jackie Stewart. En el podio, Hamilton recibió el trofeo de manos del embajador de Pirelli Jean Alesi.
La estrategia ganadora fue la adoptada por la mayoría de pilotos punteros, pues los diez primeros usaron una táctica parecida. En una de las carreras más rápidas del año, con una pérdida de aproximadamente 24 segundos en el pit lane, la mayoría de pilotos sacaron partido del bajo desgaste y degradación de ambos compuestos para parar una sola vez: estaba claro que este era el mejor modo de plantear la carrera.
Los 10 primeros de la parrilla empezaron con el neumático medio, y el piloto de Force India Nico Hulkenberg fue el piloto mejor colocado que partió con el neumático duro, desde el 13º lugar de la parrilla. Luego completó un largo relevo final de 33 vueltas con el neumático más blando al final de la carrera.
Otro piloto que empezó con el neumático duro fue Daniil Kvyat (Toro Rosso), 21º en la parrilla tras una penalización. Completó un relevo inicial de 30 vueltas con el neumático duro y aspiraba a meterse en los puntos, pues esta estrategia distinta le ayudó a ganar posiciones en pista, hasta que tuvo un problema de frenos en la última vuelta.
La temperaturas fueron un poco más frescas que anteriormente durante el fin de semana, y la carrera empezó con 29 grados en el ambiente y 44 grados de temperatura de la pista.
Paul Hembery (Responsable de Pirelli Motorsport): “Durante todo el fin de semana, los índices de desgaste y degradación fueron bajos en ambos compuestos, incluso con las altas velocidades e impactos con los pianos que tienen que afrontar en Monza. Hemos visto velocidades punta durante la carrera superiores a los 360 km/h, ofreciendo un gran espectáculo al público. Además, no hemos experimentado nada de blistering [ampollas] durante el fin de semana, lo cual puede ser un problema en ocasiones en Monza. Enhorabuena a Lewis Hamilton por su segunda victoria con nosotros en Monza. También hemos visto mucha acción a altas velocidades por todo el pelotón, lo que subraya las dotes de la actual generación de pilotos y coches de Fórmula Uno”
20 of 942 News

Estrategia a una parada para todos excepto uno de los clasificados: degradación bajísima a pesar del calor y las altas velocidades